Narvarte y Del Valle, donde la mayoría de trabajadoras del hogar se afilian al IMSS del país – el Sol de México

EL delegación sur de la Ciudad de México del Instituto Mexicano del Seguro Social, que conforman colonias como San Ángel, Churubusco, Del Valle, Piedad Narvarte y Santa Anitaes la zona del país que más ha incorporado trabajadores domésticoss al instituto, para un total de siete mil 464.

Quizás te interese: Programa de bienestar para madres y padres solteros: cuánto apoyo y cuáles son los requisitos

En 2019, México adoptó la Convenio 189 sobre personas trabajadores domésticos de la OIT, con la que inició su incorporación al seguridad Sociall, que pasó a ser obligatorio con la publicación de las reformas a Ley de Seguridad Social en el Diario Oficial de la Federación el 17 de noviembre de 2022.

El instituto tiene el registro de 64 mil 639 personas que recibieron esta prestación, de los 2,05 millones que, según la última encuesta nacional sobre empleo y empleo (ENOE)realizar esta actividad en todo el territorio de la República.

Para el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (STPS) el problema de una constitución que avanza lentamente es más una cuestión de concientización que de procedimientos o de números, “ya que todavía no hay suficiente cultura para pensar que si tengo que contratar a un ama de casa Tengo que respetar la ley”.

El Sol de México buscó el IMSS para conocer su posición sobre el avance del registro de personas trabajadores domésticos pero al cierre de esta edición todavía no había respondido.

Julia trabaja de lunes a sábado en cuatro casas diferentes como trabajadora doméstica y en ninguno de ellos quisieron concederle el derecho a tener seguridad Social. “Sí, pregunté, también tengo empleadores con los que trabajo desde hace más de 20 años, pero algunos me dicen que no les conviene porque deberían pagar más y no pueden. Otros que no saben cómo registrarse o que no les conviene porque les genera derechos que no podrían asumir, creen que vamos a fallar continuamente y nos tendrán que dar incapacidades”, dijo Julia en entrevista con El Sol. de México.

En el seguridad Social Para el trabajadores domésticosel sistema es tripartito, es decir, las personas que los contratan, los propios empleados y el gobierno aportan económicamente, e incluye el acceso a los cinco seguros que ofrece IMSS: enfermedades y maternidad; riesgo laboral, que incluye incapacidades temporales; invalidez y vida, para que, en caso de daño que le impida continuar trabajando, quede incapacitado permanentemente con pensión, o que en caso de fallecimiento, su familia tenga cobertura; así como ahorrar para retirardesempleo en la vejez y la vejez, así como centros de día y beneficios sociales como el Infonavit.

Quien contrate deberá estar obligado a retener el salario del empleadoya que es necesario realizar un pago único que incluya el monto adeudado a ambas partes.

Algunos de los beneficios, como atención médica, también se extienden al cónyuge del trabajador y a sus hijos hasta los 16 años de edad y hasta los 25 si están estudiando. Asimismo, podrán afiliar al padre y a la madre, si conviven juntos. obrero y dependen económicamente de él.

Tere, por ejemplo, contó a El Sol de México que había trabajado prácticamente toda su vida como trabajadora domésticapero a diferencia de Julia, ella lo hizo sólo para una familia, que hace un año decidió incorporarla al IMSS.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

“Se trata de devolver algo de quién eres de alguna manera mujer hazlo por nosotros y por los nuestros familias. Tere nos cocina, nos ayuda con la limpieza y también me ayudó con mis hijos cuando eran pequeños, sí, es un gasto extra, pero vale la pena porque sabe que cuando quiera también puede jubilarse”, dijo Carmen. su empleador.

Agregó que el proceso de constitución fue relativamente sencillo, incluso lo hizo Internet, pero lo complicado fue estimar el costo ya que hay que considerarlo de acuerdo con el salario percibido e días laborables. EL entrada hay que hacerlo mes a mes deposito bancario o electrónicamente, tras la adquisición de la línea, antes del día 20 de cada mes. “Lo complicado también fue que Tere aceptó descontarle de su salario lo que tenía que aportar como empleada, aquí yo aporté y ella también aportó pero al final entendió que estábamos de acuerdo. Ninguno de mis vecinos que ocupan trabajadores como Tere, los registraron”, agregó Carmen, quien vive en Colonia NarvarteOficina del Alcalde Benito Juárez.

Según datos de la STPS, nueve de cada diez personas que realizan trabajo doméstico son mujeres.